Nadie nos enseña a ser padres

Por: Psic. Wilberth Farah Cervera.

Qué pasaría si después de visitar al doctor y de que éste te de un mal diagnóstico, te dijera: lo siento nadie me enseñó a ser doctor. O un mecánico después de revisar tu auto y dejarlo peor que como estaba te dijera: Lo siento pero es que nadie me enseñó a ser mecánico.

¿Sería una locura no crees?­

Bueno pues es lo mismo que sucede cuando como padres utilizamos esa frase casi a manera de excusa. Si bien es cierto que es una tarea para nada sencilla, también es verdad que ninguna lo es.

Como padres creemos que nuestro deber es proveer, consentir, y regañar. Pero nuestra tarea como tal, va mucho más allá. La preparación como padres es permanente, difícil, extenuante, y complicada. Por eso tenemos como obligación, prepararnos.

La familia es la base de toda sociedad. La primera y más importante tarea que tiene todo ser humano. Y desde el momento que uno decide encontrar pareja y entrar en planes para casarse, ya está en automático la posibilidad latente de la paternidad.

Es por eso que debemos, a la par de esta selección, la obligación de educarse continuamente, documentarse y prepararse para ser padres.

Hoy en día hay millones de opciones en la red (en nuestras iglesias, en los consultorios de psicología, en los talleres para padres). Para informarnos acerca de tan vital tarea.

Las quejas de hoy día en consulta o en el diario charlar con los amigos, son sobre la falta de valores, la inmadurez de los jóvenes, la cantidad de divorcios, los embarazos prematuros, la incapacidad de muchos de tener un hogar con respeto. Eso sin tomar en cuenta la mala calidad de la televisión, la música, la red o el cine, las nuevas ideologías y sus múltiples tentáculos, etcétera.

Pero nadie asume la responsabilidad de tomar las riendas de su hogar y decidir poner un alto.

Somos un compendio de quejas y nos asustamos de los videos de niñas tan pequeñas posando semi desnudas y con bailes exóticos, de las canciones de hoy y día y su nulo aporte a los valores. De los íconos de hoy en día y su carencia de principios. Y aun así nos quedamos inmóviles ante toda esta ola de vida con promesas de grandeza, pero con un vacío absoluto.

La familia es tan importante que Nuestro Señor nacido dentro de una, es prueba de lo vital que es en el desarrollo de toda sociedad y cultura.

Volvámonos escuchas constantes de nuestros hijos, démosle el valor que se merecen, que su primera opción para contar secretos, seamos siempre nosotros.

Hagan actividades juntos, cultiva su salud mental, ofréceles una dosis elemental de amor propio, este será clave en las decisiones presentes y futuras de nuestros hijos. Con una sana autoestima nuestros hijos serán contribuyentes en el sano desarrollo de este mundo cada día más carente de valores.

Así tu hijo tomara decisiones con madurez, voluntad, y sobre todo basado en un amor propio a prueba de balas y no siguiendo nuevas corrientes ideológicas y de moda que están cerca de ellos en todo momento.

La paternidad es la labor más seria y trascendental a la cual nos vamos a enfrentar y ahí se definirá el futuro de nuestra sociedad. Tenemos la obligación de poner nuestro grano de arena y trabajar desde nuestra trinchera aportando seres humanos de valor y de una calidad ética impecable.

Seamos más que un cumulo de quejas, un manual de aportaciones positivas y reales para esta sociedad.

Algunas aportaciones que te serán de mucha ayuda son:

  • Platica diario con tus hijos
  • Averigua sus gustos e interésate en ellos
  • Apréndete el nombre de sus mejores amigos
  • Realiza alguna actividad deportiva o social con ellos, al menos una vez a la semana.
  • De lo que quieras que haga, se tú el mejor ejemplo
  • Háblales con amor y respeto
  • Enséñales el amor propio
  • Acércate a Dios en familia.
  • Enséñale a cuestionarse y a tomar decisiones maduras
  • Hazte un espacio en tu agenda diaria para darles un tiempo de calidad solo para ellos.

Y finalmente, aquí les dejo una frase para reflexionar:

“¿Cuál es la mejor edad para educar a un hijo?

20 años antes de que nazca, educando a sus padres”.

Artículos recientes

Terapia a Vidas Pasadas

Plática entre amigos con Patricia Peirone. En el mundo del desarrollo y crecimiento humano, hay infinidad de opciones y alternativas para encontrar ese bienestar personal que nos

Seguir leyendo »